Por qué y cómo tener un blog personal o profesional

Captura de pantalla del blog del autor Manuel Cros


Seguramente muchos de vosotros habéis tenido la tentación de abriros un blog personal o profesional, o para vuestro grupo de música, vuestro estudio o club, o para crear una revista online, o para promocionar vuestro negocio o vender algún producto, y al final no lo habéis hecho. Pues os tengo que decir que esta es una tentación a la que vale la pena sucumbir. ¿Por qué? Quizá no hayáis tenido en cuenta todas las ventajas que tiene administrar un blog de ese tipo; os intentaré dar una relación no exhaustiva:

  1. Ya sabéis que, en la actualidad, y mal que les pese a algunos, no estar en Internet es un serio inconveniente, sobre todo si tienes un negocio que promocionar o un artículo que vender. Hay muchísimas razones que justificarían esta afirmación, pero sólo os daré una, la que creo más potente: TUS CLIENTES O LECTORES POTENCIALES SE MULTIPLICAN LITERALMENTE POR MILLONES. ¿Te parece una buena razón?
  2. No dudes en ningún momento que tu competencia ya tiene un blog, o una página web. Piénsalo, vas por detrás, te están adelantando y te están levantando las pegatinas.
  3. El coste de abrirlo y administrarlo es relativamente insignificante, a menudo nulo. Si no te atreves al principio siempre puedes acudir a un profesional que lo hará por tí, y el resto será cosa tuya.
  4. A ver, si sobre tu negocio o empresa mandas tú y decides tú, ¿por qué sobre su presencia en Internet no has decidido lo mismo? Piensa que en un blog tú vas a tener enteramente el control, tanto de su diseño como de los contenidos del mismo. Literalmente es una ventana abierta al mundo en la que se mostrará lo que tú quieras que se muestre, ni más ni menos.
  5. Hay cientos de lugares en Internet donde dar a conocer tu blog y tu negocio, publicitarte, colaborar escribiendo sobre lo que sabes, construyendo tu marca personal... Piensa en el mundo no virtual: para conseguir lo mismo tendrías que inundar de vallas tu ciudad, o anunciarte pagando en cientos de periódicos y revistas, etc.
  6. El blog no es una publicación en sí, es una manera de publicar contenidos. Me explico: muchas empresas y profesionales aún están anclados en la idea de que una página web es "superior" a un blog (por razones que luego en la realidad no sabrán explicarte bien, pero bueno). De los primeros blogs hasta los actuales han ocurrido multitud de cambios y actualizaciones, de manera que hoy en día un blog cumple a la perfección con las características propias de cualquier página web, en cuanto a diseño y en cuanto a contenidos.
Podría darte más razones para que contemples la opción de tener un blog propio, pero creo que con las anteriores es suficiente. Te las resumiría en tres fundamentales: PUBLICIDAD, CONTROL y COSTE.

Fenómeno, ya veo que te he convencido y quieres abrirte tu propio blog. ¿Por dónde empezar?

Inténtalo tú mismo si lo que quieres es salir del paso. Pero si quieres un diseño totalmente a tu gusto, con las secciones y páginas que creas convenientes, y tenerlo totalmente operativo en muy poco tiempo, te sugiero que contactes conmigo.

No sólo te diseñaré el blog según tus preferencias, sino que además te daré un cursillo básico de cómo mantenerlo y actualizarlo, y te aconsejaré sobre cómo publicitarlo y darlo a conocer lo más posible en Internet. Y por un precio ajustado.

Llámame o mándame un correo a manoloelmas@gmail.com y charlaremos del tema con más tranquilidad.

La navaja de Ockham en el diseño

¿Sabías que los diseñadores pueden utilizar una herramienta que los matemáticos, filósofos y otros académicos han sabido de hace cientos de años? Se llama la Navaja de Occam, y es una ley que establece, en esencia, que la solución más sencilla suele ser la mejor o la más correcta. Por ejemplo, si su cliente llega tarde a una reunión, probablemente es mejor asumir que él o ella han tenido problemas con el tráfico. Es una explicación más simple y más probable que, por ejemplo, suponer que el cliente fué secuestrado por alienígenas y que tuvo que pelear con un sinfín de monstruos para llegar a la reunión a tiempo.

¿Por qué afeitarte cuando puede dejarte crecer la barba?


[Continúa aquí, en inglés]

Productividad: qué son los estilos y para qué se utilizan

El problema


Incluso aún cuando no manejemos un programa profesional de maquetación de documentos, como puedan ser InDesign o QuarkXPress, y nos limitemos a redactar artículos o documentos en nuestro procesador de textos habitual, la tarea de formateo del texto suele ser ardua y complicada.

Queremos que el documento final quede lo mejor posible, que sea claro y sencillo, pero a la vez que esté bien estructurado, que se distingan bien los párrafos unos de otros, los rótulos y cabeceras de apartados, las listas, las tabulaciones... Utilizar asiduamente todos estos elementos en un documento puede constituir un auténtico engorro si no los planificamos con antelación a la redacción del mismo.

¿Qué son los estilos?


Imaginemos que ponemos todos los titulares de apartados en un tamaño de letra diferente del cuerpo de texto general, y en negrita, y que al final de la redacción del documento cualquier circunstancia nos obliga a modificar dicho tamaño. Hacerlo uno por uno es un trabajo tedioso y nos obligará a recorrer todo el documento una y otra vez para no olvidar ninguno, con la consiguiente pérdida de tiempo. Para evitarnos tanto trabajo inútil existen los estilos.

Los estilos son un conjunto de características formales que se les otorga a unos caracteres, frases o a un párrafo de un documento para que puedan ser utilizados en diversas ocasiones manteniendo siempre la misma apariencia y coherencia entre todos ellos. Por ejemplo, un estilo de párrafo podría ser el compuesto por el tipo Verdana, con un tamaño de 14 puntos, en negrita, interlineado doble y con un espacio después de párrafo de 6 milímetros. A ese estilo creado deberemos darle un nombre que nos permita identificarlo después perfectamente a la hora de aplicarlo.

Creación de estilos en InDesign

Creación de estilos en Open Office Writer


¿Dónde se crean los estilos? 


Bueno, lógicamente en cada programa la opción es diferente, aunque hay elementos comunes a todos ellos: debe existir un comando de menú denominado Estilos, y normalmente suele incluirse en el menú Formato o similar. Allí se desplegará una ventana parecida a las anteriores desde la que modificar o crear nuestros estilos personalizados.

Podemos crear tantos estilos diferentes como queramos o necesitemos, pensando en que luego van a ser aplicados a ciertas secciones de nuestro documento.

¿Cómo se aplican los estilos?


Una vez creados los estilos, aplicarlos es muy sencillo: seleccionamos el texto o párrafo al que deseemos aplicar el estilo, vamos a la Ventana de Estilos desde la que los creamos y hacemos clic con el ratón sobre el estilo elegido. Automáticamente la porción de texto seleccionada tomará las características que hayamos definido como tal. Así iremos operando con todos los párrafos o frases que queramos convertir en Titulares.

Pero lo más importante viene a continuación: si en un momento determinado deseamos cambiar alguna característica de algún estilo, todos los párrafos etiquetados bajo dicho estilo cambiarán automáticamente también, y todos a la vez; no tendremos que ir uno por uno modificándolos, ya que el estilo lo hace por nosotros.

Lógicamente, aquí apreciamos claramente su utilidad, porque quizá en un documento breve no sean del todo necesarios, pero imagináos maquetando una revista gráfica, o un periódico, o un libro de texto de 1.000 páginas.

Procurad, pues, utilizar los estilos siempre que podáis, aún incluso en documentos breves, y nuestro trabajo será más productivo y de aspecto más profesional.

Maquetación y diseño del Boletín sobre Diseño y Usabilidad AEC

Trabajo de maquetación y diseño gráfico sobre un Boletín de Noticias acerca de Diseño Gráfico y Usabilidad, distribuible gratuitamente a través de Internet.

Se incluían en él artículos sobre Diseño, tutoriales, novedades en la Red acerca de los temas referidos, nuevas publicaciones, enlaces, etc, etc.


Maquetación del Newsletter de la empresa CESPECAS

El presente trabajo se presentó como un newsletter imprimible, en formato A4 abierto, maquetado en A5 a dos caras, sin sangre. La idea original se convirtió posteriormente en un PDF consultable en ordenador, ejecutable a pantalla completa.


Magazine del Castellón Chapter HOG Harley-Davidson

Un trabajo éste último hecho con especial cariño, ya que yo mismo formo parte de ese fantástico grupo de aficionados a las Harley-Davidson y las motos custom que es el Castellón Chapter HOG.

La principal dificultad que se me presentó a la hora de conceptualizarlo fué que el trabajo final debía distribuirse en formato PDF, es decir, adrede para consultar en ordenador o dispositivo móvil, con las restricciones formales que eso conlleva en cuanto a paginación, resolución de las imágenes para evitar un peso final elevado, etc. El magazine puede consultarse en el navegador del usuario o descargarse para hacerlo en local (recomendado).

En lugar de fijar una portada y una contraportada, he preferido diseñarlo a doble página desde un principio, para así evitar la maquetación en cruz típica de las revistas impresas. Al distribuirse en formato PDF y descargarse en local el paso de página puede hacerse con un simple clic de ratón.